Esta investigación se ha venido realizando con los profesionales y usuarios del Servicio Jesuita a Refugiados (JRS) y del Centro del Muchacho trabajador (CMT).  Para llevarlo a efecto se constituyó un pequeño equipo con algunos colegas, estudiantes y egresados de la Facultad de Psicología.

Debido a la metodología de trabajo asumida: investigación-acción participativa (IAP), se priorizó el establecimiento de una relación de acompañamiento de los procesos que estas instituciones realizan.

Así, con el JRS durante 2018 y 2019 hemos acompañado en el espacio de formación en derechos denominado Escuela de Ciudadanía para personas en situación de Refugio y líderes comunitarios vinculados a organizaciones sociales que proceden de diferentes localidades del país, priorizando el acompañamiento a los jóvenes. En el CMT, durante 2018 acompañamos el proceso de transición hacia una nueva propuesta de atención.  El posicionamiento tomado tanto para establecer la relación con las instituciones y los participantes del proyecto, como para la formulación de las actividades realizadas, se afilia a una perspectiva clínica y coloca la relación establecida como herramienta para el trabajo investigativo: así los términos de la relación, sus variaciones, impases y logros, constituyen parte de nuestro material de trabajo en tanto contribuyen a dar cuenta de diferentes maneras o formas de subjetivación.

Entre algunos aspectos que ha sido posible apreciar aparecen como relacionadas a las posibilidades de subjetivación, la disponibilidad de espacios terceros o intermediarios en los cuales se hace posible representar y verbalizar las diferencias, brechas y articulaciones entre las lógicas institucionales y las de la singularidad de cada sujeto o grupo de sujetos. Estos espacios terceros o intermediarios pueden configurarse de variadas maneras y constituirse, por ejemplo, como las reuniones del equipo técnico de atención a familias en el CMT, hasta pequeñas acciones o actividades realizadas en el intersticio de los espacios formales con los jóvenes del JRS.

Además, los pedidos y preocupaciones de los jóvenes nos han permitido circundar quizás alguno de los efectos de la violencia que podría entenderse como una pérdida de los otros, pérdida muchas veces física, real, pero también de las condiciones de confianza que favorecen o permiten la relación.  En las alusiones y pedidos de los jóvenes, en sus ocupaciones y motivaciones, se hacen palpables sus intentos de reparar o restituir aquella relación y su cotidianidad pérdida, labor que acompañamos desde la IAP.

(Visited 65 times, 1 visits today)

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *